Una colorida actividad se llevó a cabo en el Centro de Atención al Adulto Mayor, que sirvió de escenario para el cierre del programa "Antártica-Mente", una iniciativa de cuatro alumnas de Educación Parvularia de la UMAG y que fue llevada a cabo con el apoyo de INTEGRA. Esta actividad correspondió a la finalización oficial de un proyecto de María Fernanda Caro, Camila Aguilar, Camila Ojeda, Paula Valderas, que tuvo por objetivo iniciar a los párvulos en la cultura antártica, conociendo elementos propios del ecosistema antártico como la flora y la fauna, según explicó Mirna Pizarro, Docente de Educación Parvularia y supervisora de Práctica Profesional de las alumnas de Quinto Año del Plan Diurno de la carrera. "Además de información sobre el ecosistema antártico, también se incorporaron elementos de contenido histórico, acerca de los hitos importantes que han ocurrido en ese territorio, el más relevante de los cuales ha sido el rescate realizado por el Piloto Pardo hace 100 años. Esta actividad de cierre la hemos llamado "Fantasía Antártica", por el gran interés que los niños han manifestado por viajar a esas tierras. A ellos se les ha explicado el porqué se viaja a la Antártica y los propósitos científicos y turísticos. Les han enseñado sobre el cuidado del territorio antártico, todo en el marco del aprendizaje contextualizado, algo que es muy importante en la enseñanza parvularia", explicó Mirna Pizarro. Se declaró sorprendida por la alta motivación por los niños en torno al tema, lo cual considera muy importante para la formación de ciudadanos magallánicos con conciencia sobre la protección del continente blanco. Las estudiantes de educación parvularia fueron previamente capacitadas por el Instituto Antártico Chileno y GAIA Antártica. Durante el primer semestre realizaron un diagnóstico para detectar el conocimiento sobre la Antártica a nivel preescolar en la comuna e INTEGRA les abrió las puertas del jardín "Los Pioneros" y "Magallanes", para que pudieran trabajar durante el segundo semestre con tres grupos de niños. En la actividad las estudiantes mostraron a los padres de los parvulos participantes el resultado del trabajo realizado, a través de las diferentes formas de representación de la realidad propia de los niños como sus dibujos, cuadros y fotografías , que sirvieron para enseñar a los niños conceptos tan relevantes como la biodiversidad. Además, se contó con la presencia del escritor y docente de la Facultad de Educación y Ciencias Sociales Pavel Oyarzún, quien leyó algunos de los microcuentos escritos por los mismos niños y que fueron recopilados en un libro especialmente editado para la ocasión. IMG_9672IMG_9675IMG_9668IMG_9658